Alfredo Baquerizo Moreno

ALFREDO BAQUERIZO MORENO
PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA.- Nació en Guayaquil el 28 de Septiembre de 1.859. Hijo legítimo de José María Baquerizo Noboa, Ministro de Hacienda de García Moreno en su segundo período y de Rosario Moreno Ferruzola, dueña de la finca “Los Morenos” en Balao y prima hermana de ese Jefe de Estado, ambos guayaquileños.

Estudió las primeras letras con su madre, “A ella debo mi educación en la niñez y mis estudios en la juventud” y la secundaria en el San Vicente del Guayas y en el San Gabriel de Quito dirigido por los jesuitas, quienes le enseñaron a hablar lenguas extranjeras y el latín. “Por eso conocía de Literatura y leía a los clásicos -sobre todo a Virgilio y a Horacio- cuyas principales obras tradujo al Castellano y a quienes debía en gran parte la savia vivificadora de su natural buen gusto y delicada sensibilidad.

Desde joven fue un brillante pianista capaz de interpretar las más difíciles partituras y hasta llegó a componer numerosas piezas musicales, por eso Pablo Haníbal Vela diría //El de los dedos ágiles/ de magia y de virtud/ que al piano hablar hicieron / lo que él quiso decir.// En 1.872 había sido alumno de Ginno Rossi, profesor italiano del recién fundado Conservatorio Nacional de Música, en técnica y ejecución al piano. Poco después falleció su padre de un violento infarto y mientras se encontraba en el despacho Ministerial de Quito, pues le hallaron muerto con la cabeza sobre el escritorio. Entonces entró la pobreza en su casa.

En 1.877 ingresó a la Universidad Central y desde la capital enviaba colaboraciones a las Páginas Literarias del Diario la Nación de Guayaquil. Estudiante de Derecho y poeta lírico y becqueriano, talento claro, temperamento suave y rumoroso, músico y polígloto, solía frecuentar los salones del Palacio Presidencial y fue amigo personal del Presidente Ignacio de Veintemilla y de su guapísima sobrina Marietta, alma de esas reuniones artísticas y literarias en las que se representaban obras de teatro especialmente escritas para Marieta, se cantaba arias líricas al son de exquisitas voces femeninas y se hablaba de arte recordando a Paris.

Con el profesor colombiano José María Velasco y Castillo escribió varios sonetos y silvas que reunieron en 1.881 en Quito en un poemario dividido en dos partes, la primera tituló “Lágrimas” y es de Velasco y la segunda “Rumores del Guayas” de Baquerizo, ambas con Prólogo de Quintiliano Sánchez. También fue de esa época su comedia “El Nuevo Paraíso”.

En 1.882 salió en Guayaquil “Ensayos Poéticos” en 102 págs. escrito con sus amigos Nicolás Augusto González Tola y Juan Illingworth Ycaza y con González publicó a medias el drama histórico “Amor y Patria”. Era uno de los jóvenes de más avanzadas ideas en el Ecuador pero no se comprometió en la lucha armada contra la dictadura por ser de apacible naturalidad.

En 1.883 obtuvo Medalla de Primera Clase en la Universidad Central y el 11 de Marzo de 1.884 se graduó de Abogado y viajó a Guayaquil a ocupar la secretaria de la Corte Superior de Justicia hasta el 86. Ese año contrajo Matrimonio con Piedad Roca Marcos, tuvieron doce hijos y una vida dichosa.

En 1.885 fue profesor del Colegio San Vicente. El 87 Juez Consular de Comercio. El 88 colaboró en el periódico capitalino “El Cometa” con Atanasio Zaldumbide y Antonio Alomía Llori e instaló su estudio profesional con su primo Carlos Carbo Viteri, enviando colaboraciones al diario de la tarde “La Opinión Publica”.
En 1.890 ocupó la Dirección de la Biblioteca Municipal aunque por corto periodo. Casi enseguida fue Alcalde Municipal, hoy seria Juez de lo Civil, hasta 1.896.

En 1.891 fue Miembro de la Junta de Sanidad y Sindico de la Municipalidad hasta el 96. El 93 publicó en el “Álbum Ecuatoriano” de Quito, revista fundada por Miguel Ángel Corral y Luis Napoleón Dillon, su “Sonata en Prosa” y “El Instituto Libre”, primera de sus producciones en prosa, y en “El Globo de Guayaquil” su novela “Titania” con los amores de una muchacha de ese nombre, reeditada el 95 en “La Revista de Guayaquil”. También se conoce otra edición que incluye a “El Señor Penco” en 263 págs. ambas producciones se mueven en un ambiente criollo y el estilo es naturalista.

En 1.894 comenzó a colaborar en la revista semanal de Literatura, Ciencias y Artes “Guayaquil” cuyo director era el Dr. Cesáreo Carrera Padrón, ingresó al cuerpo de profesores de la Universidad de Guayaquil y fue electo Ministro Juez de la Corte Superior, ocupando la presidencia de dicho organismo el 99.

En 1.896 sufrió la pérdida de su casa en las Peñas y de todas sus pertenencias durante el llamado Incendio Grande y para reconstruirla se asoció con otros perjudicados y trajeron de California un cargamento de madera de pino de tea aceitosa, a la que no entraba polilla.

En 1.901 publicó en el “Globo Literario” de Guayaquil “El Señor Penco” en 203 págs. “Titania” y “Luz” en un solo volumen de 159 págs. y “Una Sonata en prosa” en 128 págs. con situaciones tomadas de la vida de la clase media guayaquileña, delicadas sátiras y hasta juguetonas y superficiales, porque no describen la naturaleza del medio geográfico ni se adentran en el alma de sus personajes. Novelas urbanas más para divertir que para recordar, quizá por eso mismo la conservadora Academia Ecuatoriana de la Lengua le designó su Miembro de Numero. Ese año contrajo matrimonio su hijo mayor Alfredo Baquerizo Roca con Dolores Valenzuela Plaza, sobrina carnal del General Leónidas Plaza, que ocupó la Presidencia de la República.

En 1.902 fue llamado a Quito para ocupar el Ministerio de Relaciones Exteriores en un momento álgido con la Santa Sede y escribió una síntesis del problema, publicada bajo el titulo de “Memorias de Negocios Eclesiásticos.”

En 1.903 fue designado Ministro Plenipotenciario en Cuba y en Colom¬bia y Vicepresidente de la República para el cuatrenio del 3 al 7. Todo le ayudaba, tenia buena presencia, era alto y erguido, delgado y viril. De mirada dulce, penetrante, voz modulada y agradable, piel canela, ojos café claros, pelo y bigote negros que después se tornaron blancos y una oratoria espléndida y majestuosa elocuencia que arrebataba con imágenes y símiles que abrían y cerraban los rotundos períodos de sus discursos, que prontamente se hicieron famosos en el país, aunque no eran de índole filosófica.

Como Vicepresidente le correspondió dirigir al Consejo de Estado y a la Junta de Crédito Público, encargándose del poder por ausencia del titular entre el 23 de Marzo y el 12 de Junio de 1.905.

El Nuevo Presidente Lizardo García, le designó Primer Miembro de la Junta Consultiva del Ministerio de Relaciones Exteriores pero el 1º. de Enero de 1.906 se produjo la revolución alfarista en Riobamba y Baquerizo Moreno, en su calidad de Vicepresidente de la República, sostuvo al Presidente García en Guayaquil, llamando al General Plaza -hombre fuerte del régimen- que se hallaba en New York. Posteriormente, al conocer la derrota de Chasqui, se sostuvo firmemente, hasta que el día 19 salió el pueblo a las calles a proclamar a Alfaro y tras intensos tiroteos tuvo Baquerizo Moreno que esconderse.

A raíz de esos sucesos volvió a la profesión e instaló su estudio profesional en la casa de su suegro el Dr. Emilio Gerardo Roca Andrade ubicado en Malecón y P. Ycaza, sin ninguna influencia política.

En 1.910 editó “El Nuevo Paraíso” en 48 págs. El 11 fue designado Miembro de la Junta Municipal de Beneficencia y entre el 12 y el 15 fue el Vice Director. El 12 salió electo Senador por el Guayas, concurrió al Congreso y lo presidió apoyado por Plaza, encargándose de la Presidencia por segunda vez por el lapso de veinte días, mientras se realizaban los escrutinios que favorecieron al General Leonidas Plaza para un segundo mandato.

Entre 1.913 y el 15 me reelecto Presidente del Senado. Entre el 22 y el 31 de Marzo de 1.913 se encargó del Poder por tercera ocasión. Al año siguiente ejerció el mando por varias ocasiones mientras duraban las ausencias del titular Plaza en Esmeraldas.

En 1.915 fue propuesto su nombre para ocupar la Presidente de la República en el semanario Liberal “La República” y pronto concitó simpatías en el resto del país. Los Radicales no presentaron candidato y los Conservadores intervinieron a través del Dr. Rafael María Arízaga.

Realizadas las votaciones en 1.916 triunfó Baquerizo Moreno, quien se posesionó el 1o. de Septiembre, encontrando a la República arruinada por la larga lucha armada en Esmeraldas y dividida por los asesinatos de los Alfaros, sus Tenientes y el General Julio Andrade, sin embargo, durante su mandato, la prensa gozó de amplias garantías y hubo una relativa tranquilidad, amagada por las insurrecciones de J. Federico Intriago en Los Ríos y de Clotario Paz Paladines en El Oro.

Decretó la jornada máxima de ocho horas de trabajo. En 1.918 el Diputado Víctor Manuel Peñaherrera logró la abolición de la prisión por deudas o abolición del Concertaje y la promulgación de la célebre Ley de Jornaleros, inspirándose en un proyecto presentado años atrás por el Senador por Loja, Agustín Cueva Sanz.

En 1.917 visitó el Archipiélago de Colón y fundó la población de Puerto Baquerizo Moreno. El 20 se entrevistó con el Presidente de Colombia, Dr. Marco Fidel Suárez, en el puente internacional de Rumichaca.

Ese año le sucedió el Dr. José Luis Tamayo y al inaugurar sus sesiones el Congreso, Baquerizo Moreno se despidió diciendo “He venido cubierto con el triunfo de cuatro años de paz sobre mis hombros y acompañado de hechos que serán de recuerdo perdurables y de palabras que acaso, acaso, no morirán”, sin embargo, el principal problema de su gobierno, el económico, quedaba latente porque no pudo incrementar el ahorro nacional.

En 1.924 fue designado Embajador Especial ante el Perú y presidió la Delegación ecuatoriana al Centenario de la Batalla de Ayacucho que selló la independencia de esa nación y de Sudamérica.

En 1.925 fue Presidente de la Comisión Revisora de la Constitución y Leyes. El 30 pronunció en Quito su célebre Discurso en el Centenario de la Primera Asamblea Constituyente, el 31 fue electo Senador por el Guayas y presidió el Congreso. El 15 de Octubre se encargó del mando al producirse la caída aparatosa de la dictadura del Coronel Luis Larrea Alba y convocó a elecciones. Baquerizo Moreno salvó la hora crítica de la Democracia, pero Neptalí Bonifaz se presentó como el candidato más fuerte de los Conservadores y a la postre, surgió el problema de su dudosa nacionalidad y se caldearon los ánimos, hubo manifestaciones públicas pidiendo su renuncia y la del Congreso y algunos batallones se levantaron en armas en la capital. Baquerizo Moreno fue presionado y viendose solo entregó dócilmente el mando a un bonifacista y se asiló en la Legación argentina, donde permaneció con grave peligro de su vida durante la fatídica “Guerra de los cuatro Días”.

En 1.935 salieron “Discursos, Alocuciones, Cartas, Artículos, Telegramas” en 82 págs. y en 1.937 la Academia Ecuatoriana de la Lengua editó su novela “Tierra Adentro” en 108 págs. escrita en 1.898, relación de un viaje por el interior del país y humorística alegoría de nuestras guerras civiles. Esa novela fue republicada por el diario “El Telégrafo” en entregas el 39. Fue un anacronismo literario.

Al fallecimiento de su primo político y cliente principal Juan Francisco Marcos Aguirre se retiró de la Asesoría Jurídica de la familia Marcos, quienes le siguieron pasando una pensión jubilar. Entonces fue designado Abogado del Banco Hipotecario del Ecuador, transformado después en Banco de Fomento, donde laboró casi hasta su muerte porque siempre había sido pobre.

El 25 de Octubre de 1.937 falleció su esposa de una afección cardiaca. El escribió “Cuanta gente en torno mio, pero que soledad en mi”.

En 1.939 cumplió ochenta años fue objeto de numerosos homenajes. El 40 aparecieron “Crónicas del Homenaje” y la Municipalidad de Guayaquil editó en su honor una “Selección de Ensayos” con apuntes y discursos suyos, en 195 págs. El 44 intervino en los actos realizados en Cuenca en Homenaje a Roberto Crespo Ordóñez. El 46 salieron a la luz sus traducciones y divagaciones sobre Horacio en 69 págs, y dijo con tal motivo “Amé a Virgilio y comenté a Horacio. El genio puede a veces más que el amor. También salió “De ayer y de hoy” con escritos varios en 173 págs. y la segunda edición de sus cuatro novelas.

Vivía “en su retirada y silenciosa casita en las Peñas” y empezó a anotar en un librito de bolsillo sus soliloquios. Su nieto Ernesto Baquerizo Lince le acompañaba por las noches. De esa época en su pensamiento “Mi presencia nada, mi recuerdo algo.”

En 1.951 enfermó gravemente con un cáncer a la vejiga y fue llevado por su hija María Teresa y su yerno Eduardo López Proaño que mucho lo quería, al Medical Center de New York, donde le operó el Dr. Masón con éxito, pero a la mañana siguiente 23 de Marzo, mientras estaba sobresentado en su cama, al pie de una ventana, y mirando a la calle porque acababa de llover y estaba mojada, le sobrevino un violento vómito de sangre y quedó inconciente, falleciendo a las pocas horas y sin recobrar el conocimiento. Por eso se dijo que no sufrió y que aparentemente quedó dormido. Sus restos fueron repatriados y reposan en el Cementerio General de Guayaquil.

En 1.959 se publicaron sus “Pensamientos” en 53 págs. con prólogo de Adolfo H. Simmonds. También ha pasado Baquerizo Moreno a la historia por sus frases hechas, llenas de humor y hasta de Filosofía. Al inaugurar el puente de Rumichaca con el Presidente Marco Fidel Suarez: “Un puente más, un abismo menos; Cayó Paz para que la paz impere”, dicha al develar la revolución de Clotario Paz en El Oro, “Habló Bolívar, y terminó el Mensaje”, al finalizar uno de sus mensajes presidenciales al Congreso Nacional.

Brilló como poeta suave y becqueriano, por eso se dijo de él “Alfredo Baquerizo Moreno, el singular, él hizo a las espinas en rimas florecer, el que en sus labios tuvo la palabra de ayer, y en su diestra la pluma para el alto pensar…”.

 
About these ads

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: